Sesión única en el Hospital

Mateo y sus 4 días de vida

Quiero compartir con vosotros lo genial que fue realizar este reportage, realmente lo estupendo que fue conocer a los padres de Mateo.

Miguel, el papá, se puso en contacto conmigo cuando yo vivía en Bélgica (igual que ellos) porque quería regalarle una sesión de embarazo a su pareja. Ella quiso conocerme y nos reunimos en el café de un invernadero en un parque de Bruxelles. Que buena pareja hacían!! Me contaron los viajeros que son y todas sus aventuras.

Hicimos dos sesiones de fotos de embarazo, en el Parque Royale de Bruxelles (ver sesión de fotos aquí) y otra más íntima en su casa (ver reportaje aquí). Fue muy fácil realizar un reportaje de ellos, los hacen genial! No tenía que decirles casi nada. Eran cariñosos, divertidos y sinceros.

Meses más tarde quedamos que cuando Mateo naciera yo iría al hospital. Así fue!